¿Quieres conocer las anécdotas de la restauración de la ermita de San Clemente de la mano de la persona que la rehabilitó? Te proponemos una exclusiva visita guiada al patrimonio artístico de Palo con José Luis Acín (en la imagen, año pasado en Muro de Roda), antropólogo, escritor e investigador asociado del Centro de Estudios sobre Despoblación, y responsable del Centro del Libro del Gobierno de Aragón.  A primera hora de la mañana ascenderemos con Acín hasta esta pequeña joya del Sobrarbe que volvió a nacer gracias a los trabajos de rehabilitación llevados a cabo en torno al año 2000.

Así descubriremos una construcción cuyo aparejo es de sillarejo dispuesto en hiladas regulares y reforzado con sillares en las esquinas. Nave única, tramo presbiterial y ábside semicircular orientado al Este.

Por el exterior el elemento más destacado es la decoración de tipo lombardo en el presbiterio y en la cabecera: lesenas prolongadas hasta el suelo unidas en la parte superior mediante arquillos ciegos de medio punto (cuatro en la parte central y dos en las laterales, así como en los tramos del presbiterio), coronados en la zona del ábside por un friso de dientes de sierra.

Al interior, la cabecera se cubre con bóveda de cuarto de esfera, y el presbiterio y la nave con bóveda de cañón, encontrándose el presbiterio delimitado por dos arcos fajones; el fajón que lo separa de la nave es doble.

En cuanto a los vanos, existía una ventana en el ábside, probablemente de medio punto y doble derrame, que fue agrandada hasta convertirla en un gran vano cuadrangular.

Algunos autores (García Guatas, 1992) hablan de varios restos fragmentarios de pintura mural románica en el interior, en las zonas del ábside y del presbiterio. De todo lo citado por este autor, únicamente se conserva en el ábside una pequeña superficie con entrelazos de color rojizo. En el Museo Diocesano de Barbastro hay pinturas arrancadas en los años 80 consistentes en cruces y círculos pintados en colores rojizo y ocre.

Sin pertenecer a la escasa nómina de edificios puramente lombardos de Sobrarbe y Ribagorza, realizados en el primer tercio del siglo XI, los historiadores han considerado tradicionalmente esta ermita, junto a la relativamente próxima de San Juan (o San Antón) de Pano, como los primeros ejemplos de continuidad del estilo de los maestros lombardos realizado por constructores locales tras la marcha de aquellos. Así, junto a soluciones tradicionalmente lombardas, como la decoración exterior, encontramos desarrolladas características locales como el abovedamiento con medio cañón.

¿Quieres saber más? Fuente: SIPCA. El Sistema de Información de Patrimonio Cultural Aragonés es una red de colaboración a través de la cual diversos organismos públicos aragoneses (Gobierno de Aragón, diputaciones provinciales y comarcas) comparten herramientas de trabajo e intercambian información, con la finalidad de mejorar su gestión interna y ofrecer conjuntamente recursos informativos de calidad al público interesado.

Chinese (Simplified)EnglishFrenchGermanRussianSpanish